Beneficios de la fructosa

Beneficios de la fructosa

Beneficios de la fructosa    Toda pieza de fruta contiene azúcares de forma natural, entre ellos la fructosa. Su poder endulzante es muy similar al de la sacarosa, el azúcar común, con la ventaja de que contiene la mitad de las calorías. Por lo tanto, la fructosa también se encuentra en los derivados de las frutas, como es el caso de los zumos. Consumir este tipo de azúcar a través de la fruta es lo más recomendable para evitar su abuso, ya que, al igual que ocurre con la glucosa y la sacarosa, puede llegar a ocasionar problemas si se consume en exceso. Como cualquier tipo de azúcar, hay que consumirlo con moderación. Sin embargo, el contenido de fructosa en la fruta es relativamente bajo, además de que son alimentos que nos aportarán muchos otros nutrientes, como fibra, agua, vitaminas y minerales. Y, a pesar de todo, consumir fructosa, siempre en cantidades moderadas, puede aportar diversos beneficios a nuestro organismo. Encabezado por el doctor John Sievenpiper, del Hospital St. Michaels en Toronto, Canadá, un estudio concluyó que la fructosa no afecta la producción de insulina y que, al contener menos calorías, puede ser positivo para el control de peso el control glicémico y la presión arterial, cosa que no sucede con la glucosa. Además, es muy recomendado su ingesta por parte de los deportistas habituales. La fructosa, ingerida en pequeñas cantidades con glucosa y/o sacarosa no retrasa la absorción de fluidos. De hecho, existen estudios que demuestran que tomar fructosa mezclada con glucosa eleva los índices de energía, mejorando el rendimiento deportivo y retrasando la aparición de la fatiga en ejercicios de alta intensidad. Finalmente, la fructosa, al ser más dulce que el azúcar tradicional, puede ser añadida a bebidas y jugos con nivel de dulzura similar, pero con una menor cantidad de calorías, al incluir una menor cantidad del edulcorante.  ¿Y qué mejor forma de consumir fructosa que a través de un delicioso zumo de frutas? Por ejemplo, los productos 100% sabor de Libby’s están preparados con la mejor fruta, conservando todos sus nutrientes y todo su sabor. Además, no contiene azúcares añadido, solo el propio de la fruta. Una alternativa válida al consumo de la fruta en su estado más natural que, además, es mucho más cómoda para llevar con nosotros a cualquier lugar.

Toda pieza de fruta contiene azúcares de forma natural, entre ellos la fructosa.

Su poder endulzante es muy similar al de la sacarosa, el azúcar común, con la ventaja de que contiene la mitad de las calorías.

Por lo tanto, la fructosa también se encuentra en los derivados de las frutas, como es el caso de los zumos. Consumir este tipo de azúcar a través de la fruta es lo más recomendable para evitar su abuso, ya que, al igual que ocurre con la glucosa y la sacarosa, puede llegar a ocasionar problemas si se consume en exceso. Como cualquier tipo de azúcar, hay que consumirlo con moderación.

Beneficios de la fructosa

Sin embargo, el contenido de fructosa en la fruta es relativamente bajo, además de que son alimentos que nos aportarán muchos otros nutrientes, como fibra, agua, vitaminas y minerales. Y, a pesar de todo, consumir fructosa, siempre en cantidades moderadas, puede aportar diversos beneficios a nuestro organismo.

Encabezado por el doctor John Sievenpiper, del Hospital St. Michaels en Toronto, Canadá, un estudio concluyó que la fructosa no afecta la producción de insulina y que, al contener menos calorías, puede ser positivo para el control de peso,  el control glicémico y la presión arterial, cosa que no sucede con la glucosa.

Además, es muy recomendado su ingesta por parte de los deportistas habituales. La fructosa, ingerida en pequeñas cantidades con glucosa y/o sacarosa no retrasa la absorción de fluidos. De hecho, existen estudios que demuestran que tomar fructosa mezclada con glucosa eleva los índices de energía, mejorando el rendimiento deportivo y retrasando la aparición de la fatiga en ejercicios de alta intensidad.

Finalmente, la fructosa, al ser más dulce que el azúcar tradicional, puede ser añadida a bebidas y jugos con nivel de dulzura similar, pero con una menor cantidad de calorías, al incluir una menor cantidad del edulcorante.

¿Y qué mejor forma de consumir fructosa que a través de un delicioso zumo de frutas? Por ejemplo, los productos 100% sabor de Libby’s están preparados con la mejor fruta, conservando todos sus nutrientes y todo su sabor. Además, no contiene azúcares añadidos, solo el propio de la fruta.

Una alternativa válida al consumo de la fruta en su estado más natural que, además, es mucho más cómoda para llevar con nosotros a cualquier lugar.

Fuente logodeporpress